Carta responsiva

Una carta responsiva es, como su nombre lo indica, un escrito por el cual una persona se responsabiliza de alguno objeto o acción. Por lo tanto, es una carta donde el que la redacta expresa consciente y unilateralmente que es responsable por algo. Principalmente, este tipo de documento se escribe a manera de condicionante. Esto quiere decir que, además de hacerse responsable, la persona acepta las condiciones y las posibles consecuencias de su acto.

Las cartas responsivas son muy comunes en ocasiones de préstamo o cuando se usan objetos costosos o frágiles, a los cuales hay que tratar con sumo cuidado. Como la mayoría de las cartas, las responsivas contienen la fecha y el lugar de redacción de la misma, un destinatario, un mensaje o la responsiva, así como un cierre o despedida. Estas cartas frecuentemente se escriben en un lenguaje formal y suelen responder a un modelo previamente hecho.

Ejemplo de carta responsiva:

CARTA RESPONSIVA

México D.F. 30 de Septiembre de 2004

A quien corresponda:

Por medio de la presente me responsabilizo total y plenamente del automóvil Volkswagen Jetta color blanco, placas ERB762, el cual renté con esta compañía. Como estipula en el contrato, me comprometo a dar buen uso del automóvil, avisando inmediatamente de cualquier daño o desperfecto que yo o cualquier tercero le pueda ocasionar. Asimismo, acepto que, en caso de incumplir con mi responsabilidad, se me apliquen las sanciones correspondientes.
Adjunto a este documento una copia de mi licencia de conducir.

Atte. Luis Arturo Melgar Tisoc